RSS

Archivo de la categoría: Violencia

Escondido frente a la vista de todos.

Hace algunos meses, hubo una oleada de denuncias de abuso sexual en clubes de fútbol ingleses. Entrenadores y directivos de los clubes abusaron de niños -ahora jugadores adultos- que entrenaban en esos clubes. Hubo denuncias similares en Estados Unidos, en las que las víctimas son cientos de gimnastas, y hasta por parte de un atleta olímpico. Conozco a alguien que también sufrió abuso sexual, cuando era niño, por parte de un entrenador en su colegio. Y usted conoce a más de alguien que ha pasado por lo mismo, aunque no siempre lo sepa.

El abuso sexual, más que una cuestión sexual, es una cuestión de poder: es una demostración de poder y un ejercicio de sometimiento (por ejemplo). Muchas veces ocurre frente a todo el mundo, sin que lo notemos o, peor, notándolo pero sin ser capaces de cuestionarlo. Lo siguiente no es abuso sexual per se, pero es inseparable de él: el año pasado, se descubrió que el equipo masculino de fútbol de Harvard había escrito un “reporte” que sexualizaba al equipo femenino. Las integrantes del equipo respondieron:

No nos tenemos lástima, ni lo que más nos duele es la naturaleza personal de este ataque. Más que nada, nos frustra que esta es una realidad que todas las mujeres han enfrentado en el pasado y continúan enfrentando a lo largo de sus vidas. Nos sentimos sin esperanza porque los hombres que se suponen son nuestros hermanos nos degradan de este modo. Estamos alarmadas porque las mujeres atletas a quienes se les dice que se sientan empoderadas por sus habilidades son habitualmente reducidas a su apariencia física.

Hemos visto el “reporte de exploración” en su totalidad. Conocemos en su totalidad los contenidos: las descripciones de nuestros cuerpos, los números que nos asignaron, y la comparación que hacen entre nosotras y con integrantes de años antes que el nuestro. Este documento intenta enfrentarnos unas con otras, como si el juicio de algunos hombres fuera suficiente para determinar nuestra valía.

Hoy que, por fin, detuvieron al Gordo Max y otras personas por explotación sexual comercial de menores de edad, conviene recordar tres cosas:

1. Cualquier persona tiene el potencial de cometer abuso sexual, y encontrarse en una posición de poder (como figura pública, para el caso) no atenúa este potencial. Al contrario.

2. En una situación de abuso, las opciones de respuesta de la víctima trascienden el simple “pelear o huir”. En el caso de la explotación sexual comercial de menores, hay una intersección de, al menos, género, edad y posición socioeconómica que no debe omitirse. En cristiano: no hay que ser cerote, evitemos la holgazanería del “las cipotas están ahí porque quieren”. Está claro que la capacidad de la población salvadoreña para ejercitar su teoría de la mente es paupérrima, pero no todo está perdido. Podemos comenzar por comprender que las respuestas a una situación de abuso pueden perfectamente incluir el “congelarse”: cooperar con quien tiene el poder, con tal de sobrevivir.

3. Hay un estudio de la OIT, del 2004, sobre explotación sexual comercial y masculinidad. Se trata de un estudio en Centroamérica con hombres de la población general. Lo que piensan esos hombres de las mujeres es escalofriante. Y no crea, mi tesis de licenciatura tuvo un apartado cualitativo similar, en pequeñísima escala, a esta investigación. Los estudiantes universitarios, cuando entran en confianza en este tema, no son tan distintos en su pensamiento con respecto a gente sin estudios universitarios (mire, ve, por muy de Harvard que sean). Hay mucha gente, hombres y mujeres, que no es un violador pero piensa como uno. Usted dirá que esta es una acusación fuerte, pero hay que decirla, porque ya anda bastante gente suelta sin que le pongan freno a creencias que permiten y justifican crímenes como el del farandulero arriba mencionado.

Relacionado:
Gran Bretaña revisará su ley de protección a víctimas de violación, buscando prohibir revelar el historial de relaciones sexuales de las personas que denuncian abuso sexual.
¿Cómo es que un “hombre de verdad” puede ser ser violado?

 

Centroamérica y la Alianza para la Prosperidad.

El punto fuerte de la Alianza para la Prosperidad involucra exenciones tributarias para inversionistas corporativos, y nuevos canales, carreteras y líneas eléctricas para acelerar la extracción de recursos y reestructurar el proceso de importación, ensamblaje y exportación de maquilas que pagan el salario mínimo. 

Estas son precisamente las cosas a evitar por las que líderes comunitarios en América Central están arriesgando sus vidas.

La Alianza para la Prosperidad intensificará la crisis de refugiados centroamericanos

El artículo está en inglés, pero también aquí hay un hilo de tuiter que explica el trasfondo de este asunto. Todavía más resumido, Centroamérica está jodida, pero de una manera bien particular. En notables palabras, es una manera de estar jodido que implica la posibilidad constante de ir a peor y la experiencia reiterada de que ello está ocurriendo.

 

La Súper (foto de la) Luna.

Pocos hubiésemos notado algo distinto en la luna del 14 de noviembre, porque apenas había alguna diferencia que notar. En este sitio sobre alfabetización audiovisual hay una explicación de por qué la “súper luna” fue tal cosa gracias a la cobertura de los medios de comunicación:

En los días previos los medios, todos, se habían encargado de fabricar una enorme expectación, tan enorme como las proporciones de la luna re-creada con los recursos audiovisuales adecuados.

“Me ha decepcionado la superluna”. La realidad como espectáculo.

En esa entrada se señala que la diferencia de brillo y tamaño entra la luna y la Súper luna eran muy sutiles, casi imperceptibles. La luna se ve más grande mientras más cerca esté del horizonte, decía mi libro de introducción a la psicología en el apartado de percepción. Esa cercanía es la mejor oportunidad para sacar una foto digna de colocarse en una portada. Esas son las fotos que vimos destacadas. Mención honorífica para las fotos de nuestros contactos en el feis y el insta, que hicieron el esfuerzo.

Moraleja:

Imagen tomada de ‘Me ha decepcionado la superluna‘.

(Full disclosure: no vi la Súper Luna, estaba nublado sobre mi cabeza. Sí sentí que me estaba perdiendo de algo importante, hasta que vi las fotos de las menciones honoríficas referidas arriba. Agradéceseles).

Esa fabricación y recreación que hacen los medios (y entidades que tienen control sobre ellos) me resonó en otros temas, alejados de la luna y más mundanos. Los medios, a veces, son la única manera que tenemos de acercarnos a ciertos fenómenos, afortunada o desafortunadamente. Lo menos que podemos hacer es recordar que cada medio está parado en un punto específico, y lo que muestra es su perspectiva desde esa posición.

Puede estar o no relacionado:
La mafia de pobres que desangra El Salvador.

 

 

Continuación.

Perdí el tuit en que leí esta idea, pero retomo las palabras clave que recuerdo porque expresaban muy bien lo que pensaba: que Trump gane no es una anomalía, es la continuidad de la norma. El tipo es un ente caricaturesco al extremo, pero engloba todo aquello que siempre se ha considerado normal y aceptable, en términos de raza/etnia/nacionalidad, género, clase, relación ser humano-naturaleza, y en otras cosas más. I am Jack’s complete lack of surprise, decía aquel.

La paranoia alrededor de la preservación del sentido de identidad propio demanda la dominación de aquello que es “otro” y “extraño”. Una raza diferente, una nacionalidad diferente, una religión diferente. ¿Y cuál es la respuesta de la dominancia masculina ante estos miedos? Totalitarismo, el hombre líder fuerte, y por supuesto, el atractivo de Trump hacia los más amenazados entre nosotros(*).

La interconexión es la respuesta última a estos conflictos persistentes. Y forzar la separación, el rechazo de la diferencia es una elaboración de la necesidad de reforzar diferencias de género.

El acoso sexual de las mujeres es, de hecho, ubicuo en nuestra avanzada sociedad. Representa una necesidad básica de dominancia masculina que atraviesa muchos otros de los “problemas más importantes” que enfrentamos.

Acoso sexual: ¿Tenemos problemas “más grandes” de los cuales ocuparnos?

(*)Cómo se perdió Occidente: adopción por parte de los blancos nacionalistas del discurso colonial.

(Traducción del segundo tweet: Cuando hablamos de la radicalización en línea, siempre hablamos de musulmanes. Pero la radicalización de hombres blancos en línea está a niveles astronómicos. Por supuesto que las mujeres tuvieron también un rol en la elección de Trump, y ojalá que con eso la gente deje de creer que los hombres son de Marte y las mujeres de Venus. Vuelva al primer tweet de este post).

(Para evitar sobresaltos por el tweet de arriba, Clinton también era una opción jodida por muchas razones, pero tenía street cred. Sin mencionar que con su gane, con todo y todo, había mejores probabilidades de mantener a raya algunas actitudes nocivas que con Trump se verán fortalecidas).

Ahí le dejo para que continúe el concienzudo análisis post-elecciones gringas desde la arista de su elección. Protip: lea y escuche.

 

Arrebatarle el micrófono a quien ha pedido la palabra.

Todas las vidas importan, se responde ante el “Las vidas negras importan”. Ni uno menos, se responde ante el “Ni una menos”. ¿Por qué esa insistencia en corregir el slogan a un movimiento social que denuncia una victimización sistemática específica? ¿Por qué incomoda que alguien se pronuncie por una situación X, al punto que hay que correr a incluir a Y, Z, y al resto del alfabeto en la misma bocanada de aire? Que a uno le importe X en un momento específico no excluye que a uno le importe Y o Z en otro momento.

Muy bonito el sentimiento de Ni Una Menos pero hay que ser incluyentes con todos, eh. Porque pronunciarse “solo por las mujeres” no es suficiente. Ellas, y la particular clase de violencia a la que están expuestas*, no son lo suficientemente importantes como para justificar tanta movilización. Luego veo a mis amiguitos en redes sociales muy incómodos porque sí, violaron y mataron a una jovencita por empalamiento, pero también hay niños muriendo de hambre en África y nadie dice nada; o ancianos abandonados; o trabajadores explotados. Centrarse en hablar “solo de las mujeres” es discriminar al resto del mundo. Bingo. Me pronuncié solo por X, van a pensar que discrimino; peor, yo mismo pienso que discrimino.

Discriminar cualquiera lo hace, dé gracias a la vida si sabe distinguir el rosado del rojo. Ese es el nivel más básico de discriminación (la psicología ha tomado prestado más de un concepto de otras ciencias, oiga), acorde a los análisis de quienes se sienten incómodos por hablar, en un momento específico, “solo” de X. En su vida cotidiana les interesan unos temas y otros, a quién no, y cuando ven que los de X toman el micrófono sienten la necesidad de pronunciarse también. Pero ahora que tienen la atención del público y los likes penden de un hilo, invade la autoconciencia: Dios mío, estoy apoyando una causa de las feminazis. Pero hoy no puedo usar la palabra feminazi porque que violen y maten a una jovencita y a tantas más, por su condición de mujer, es genuinamente horrendo. ¿Qué hago? De vuelta al primer párrafo de este post.

Hay que saber cuándo dar un paso atrás y dejar hablar a quien pidió la palabra.

Caricatura por Otto.

*Ejemplos; dele copipeist al enlace si quiere más información:

Su ex pareja le sacó los ojos:
paula.cl/reportajes-y-entrevistas/abre-los-ojos/

Adolescente amenaza con “matar a todas las chicas” después de que animadoras se niegan a enviarle fotos desnudas:
jezebel.com/teen-threatens-to-kill-all-the-girls-after-cheerleaders-1735395415

Mujer asesinada tras rechazar los avances de un hombre:
jezebel.com/woman-shot-and-killed-after-rebuffing-mans-advances-at-1755157562

Adolescente acuchilla a la muerta a compañera porque ella se negó a ir al baile de graduación con él:
jezebel.com/teen-who-stabbed-classmate-to-death-for-rejecting-his-p-1763329065

La reportera de 9 años que cubrió un asesinato y le recomendaron que jugara con muñecas:
animalpolitico.com/2016/04/la-reportera-de-9-anos-que-cubrio-un-asesinato-y-le-recomendaron-que-jugara-con-munecas/

Un niño de 13 años apuñaló a su novia de 11 porque él estaba molesto con ella:
elmundo.es/internacional/2016/05/16/5739e88fca474153538b45e4.html

Hombre en Memphis dispara a niña de tres años porque la madre de ésta lo rechazó:
jezebel.com/man-in-memphis-shoots-3-year-old-girl-after-being-rejec-1777087079

Amber Heard hizo todo lo que se le dice a una mujer que haga si sufre violencia de género, y aun así no le creyeron:
taquerosatanico.tumblr.com/post/145076156645/fantastiquejacques-amber-heard-has-done

Un recuento de siete asesinatos de mujeres por parte de parejas o ex-parejas, ocurridos en una semana:
jezebel.com/this-was-a-bad-gruesome-and-utterly-typical-week-for-1780312535

Una albañil boliviana: “si me dejaba manosear, me pagaban más”:
animalpolitico.com/2016/06/si-me-dejaba-manosear-me-pagaban-mas-la-albanil-boliviana-que-lucha-contra-el-acoso-sexual/

Una gendarme se resistió a ser tocada (porque no hay que dejarse) por un reo, y el reo la golpeó hasta provocarle frácturas:
lanacion.cl/noticias/site/artic/20160311/pags/20160311182436.html

Una joven iba caminando con su hermano, dos tipos empezaron a acosarla; ella los ignoró (porque no hay que hacerles caso), ellos se encabronaron por eso y atropellaron a ambos.
yahoo.com/style/yet-another-woman-is-attacked-after-trying-to-ignore-catcallers-202820692.html

Una víctima de abuso sexual en grupo no denunció porque nadie le creyó:
elmundo.es/sociedad/2016/10/07/57f762e1e2704ec7038b4572.html

Intentó matar a su ex cortando los frenos de su carro:
elmundo.es/comunidad-valenciana/2016/10/07/57f795e422601dd5418b4645.html

Un hombre mató a una familia porque creyó que la madre se río de él:
thefrisky.com/2015-07-31/because-she-laughed-at-me-killer-explains-why-he-shot-family-trying-to-help-him/

Un hombre dijo que fue fácil matar a la mujer después de que ella lo rechazara:
jezebel.com/wisconsin-man-said-it-was-easy-to-murder-a-woman-after-1757515496

Yo violada
salanegra.elfaro.net/es/201107/cronicas/4922/Yo-violada.htm

Una mujer debe indemnizar a su marido porque él se dañó la mano al maltratarla:
elmundo.es/internacional/2015/06/07/5574237b46163f676e8b457b.html

Mujeres que deben faltar a cursos de un programa formativo por ir a juicio contra sus agresores se quedan sin título y sin becas:
elmundo.es/andalucia/2015/06/07/5573446f46163f061e8b4599.html

Un hombre golpeó y violó a una compañera por 50 Sombras de Grey (y decían que eran las mujeres las que quedaban malitas de la cabeza por el libro):
jezebel.com/guy-allegedly-beat-raped-fellow-student-because-fifty-1687577206

En 1989, 14 mujeres estudiantes de ingeniería fueron asesinadas por un hombre que “luchaba contra el feminismo”:
cloroformo.tumblr.com/post/69271282317/elizabitchtaylor-on-december-6th-1989-shortly

Violaciones en grupo: las bestias entre nosotros:
elmundo.es/yodona/lifestyle/2016/10/01/57ea9d6e268e3ead5d8b45d4.html

Un presentador de televisión besa el pecho de una mujer que no dio su consentimiento:
jezebel.com/french-journalist-faces-outrage-after-he-kissed-a-non-c-1787972109

BONUS TRACK: porque la violencia patriarcal es de los hombres hacia las mujeres (en tanto objetos de posesión) Y hacia otros hombres (en tanto amenazas a la propia masculinidad):
Sujeto intentó sacarle los ojos a un amigo por piropear a su pareja:
lanacion.cl/noticias/site/artic/20160531/pags/20160531080709.html

 

Un enemigo en común.

La hipótesis del contacto* postula una serie de condiciones necesarias para que dos grupos rivales trasciendan tal rivalidad. Para que sean amiguitos, digamos, o para que al menos dejen de matarse unos a otros. Ojalá sea lo primero, pero con este crujir de dientes que es el Homo sapiens, lo segundo muchas veces ya es ganancia.

Una de estas condiciones, y que proviene de los estudios de categorización social, es la necesidad de cooperar para alcanzar una meta en común. En ese momento, el “ellos” y el “nosotros” se hacen un solo “nosotros” para lograr un objetivo que les beneficia a ambos. O para enfrentar un enemigo en común. Esto lo puede ver, por ejemplo, en los experimentos de Gordon Allport que originaron la hipótesis, en los intentos por sosegar las relaciones entre israelíes y palestinos, o en Watchmen.

También puede verlo en el encuentro entre el presidente de México, Enrique Peña Nieto, y el candidato a la presidencia de Estados Unidos, Donald Trump (hashtag solo fichitas). Vaya y lea a LaVirjinia:

El encuentro entre Enrique Peña Nieto y Donald Trump tuvo poco que ver con México, con los mexicanos y con el “respeto” que el presidente pueda exigir para sus compatriotas. Nada tiene que ver, al final, con la promesa de la continuidad entre las relaciones de ambos estados tras el hipotético triunfo de Trump. El verdadero tema de la conferencia conjunta fue Centroamérica.

Para Centroamérica es la guerra

*Ya es teoría, felizmente, pero pongámonos retro.

 

La “hiena” de Malawi.

Aniva is la “hiena” preeminente de esta villa. Es un título tradicional que se le da a un hombre contratado por comunidades en partes remotas del sur de Malawi para proveer lo que se llama “limpieza sexual”. Si un hombre muere, por ejemplo, su esposa es obligada por la tradición a dormir con Aniva antes de poder enterrar a su esposo. Si una mujer tiene un aborto, de nuevo la limpieza sexual es requerida.

Y, lo más sorprendente, aquí en Nsanje, niñas y adolescentes, después de su primera menstruación, son obligadas a tener sexo por un periodo de tres días, para marcar su paso de la niñez a la adultez. Si las niñas se rehusan, se cree, alguna enfermedad o desgracia podría caer sobre sus familias o sobre toda la villa.

“La mayoría con la que me he acostado son niñas, niñas que van a la escuela”, me dice Aniva.

“Algunas tienen solo 12 o 13 años, pero yo las prefiero mayores. Todas estas niñas están complacidas de tenerme como su hiena. En realidad están orgullosas y les dicen a otras personas que este hombre es un hombre de verdad, que sabe cómo complacer a una mujer”.

A pesar de sus alardeos, varias niñas que conozco en una villa cercana expresan su aversión al sufrimiento que han debido pasar.

“No había nada más que pude haber hecho. Tuve que hacerlo por mis padres”, una niña, María, me dice. “Si me hubiera negado, los miembros de mi familia pudieran haber sufrido enfermedades, incluso muerte, entonces tenía miedo”.

….

[Su esposa dice] “Quiero que esta tradición termine. Nos obligan a dormir con las hienas. No es nuestra decisión y creo que eso es muy triste para las mujeres.”

“¿Lo odiaste cuando te ocurrió?”, pregunto.

“Lo odio todavía.”

Cuando le pregunto también a Aniva si quiere que su hija [de dos años] pase por la limpieza sexual, me sorprende de nuevo.

“No mi hija. No puedo permitirlo. Ahora estoy luchando por el final de esta práctica.”

“Así que, estás luchando contra ella, ¿pero todavía la estás llevando a cabo?”, pregunto.

“No, como dije, voy a dejarlo de hacerlo”.

“¿De verdad?”

“Seguro. De verdad, estoy dejándolo”.

El hombre contratado para tener sexo con niñas (traducción mía).

Días después de que se publicara este artículo en el sitio de la BBC, Aniva fue arrestado y enfrenta cadena perpetua. Como confesó en la entrevista, tiene VIH y no usaba protección cuando tenía sexo con las niñas (no es que usar protección atenúe el abuso sexual, pero, pues, por eso lo arrestaron).